Fieles Lectores ♥

24 mar. 2012

Cosas del destino...


Dicen que cada historia que pase por tu vida es una nueva experiencia que logras aprender, recibir, cada amor, cada amistad, cada sonrisa y cada despedida y es eso lo que hace que nuestro destino cambie, aveces para bien otras para mal. Cuando uno se enamora lo hace sólo una vez, nada más que una sola vez. Todos piensan que la primera persona que quieres y está en tu vida es tu primer amor, el único, el que jamás olvidarás pero si supieran que la realidad no es así, el primer amor es el que perdona verdaderamente, el que te hace sentir cosas incomparables, el que hace que tu corazón palpite trescientas mil  millones de veces por segundos, el que jamás olvidarás; de ése amor es el que yo hablo.  Aquel amor que daría todo por que nunca se termine, todo por que nunca se defrauden, lo que haría hasta lo imposible por verte las 24 horas del día, el que te regala ramos de flores y te hace sentir única y perfecta, aquel amor que hace que cada día crezcan aún más las esperanzas de estar juntos. Aquel amor al que solo tu y esa persona saben la magia existente que hay.
Pero desgraciadamente, existen errores en la vida que hay que comerterlos de alguna u otra manera para poder aprender de ellos, y es el día de hoy en que Yo a ti te llamo error , porque eso es lo fuiste y lo seguirás siendo. Pese a que jamás quise desearte el mal siempre me costó perdonar todo el daño que me provocaste, siempre quise que en tu vida te valla de maravilla, que encuentres alguien que quizás te brinde algo que yo no lo hice, y que tal vez pueda hacerte sentir mejor de lo que yo hice. Lo juro, puse todo mi esfuerzo, todo de mi para lograr que lo fueras, y siempre me pregunte si realmente fui yo la que cometió el error o fuiste tu, pero hoy me doy cuenta, con toda sensatez que el cometió todos aquellos errores fuiste tu, yo lo único que hice fue aceptarlo todo porque te quería, en realidad, el momento en que te vi fue una luz, pero en que te vi partir un plus. Jamas quise mentir, siempre hablando de frente, intentando ser una niña madura, y dentro de todo "inteligente"  a la hora de hacer las cosas, y quizás en una ocasión logré vengarme de todo el tipo de mal que me hiciste, pero fue un error que cometí, te hacías el desentendido y el que jamás hizo lo mismo, pero allí nos dimos cuenta lo que en realidad significaba: estábamos haciendo las cosas de una manera pésima. 
Intentamos seguir adelante, pero ya nada era como antes, todas las cosas que formaban parte en nuestra "relación" (o lo que halla sido en aquel instante) eran por pura casualidad, ya no servían. Luego te fuiste, y me dejaste, me trataste como tu quisiste y de la manera que a ti te convenía Me dejaste ir. Jamas te lo perdonaría, porque en verdad yo te quería, y a pesar que estaba tan resentida contigo siempre acepté lo mejor para ti. En fin, los meses y días pasaron y tu ya dejaste de importarme, sufrí tanto pero tanto por ti, que hasta el día de hoy me pregunto ¿por qué fuiste así?, jamás habré entendido tus actitudes pero ahora le doy gracias a Dios y a la vida que por fin encontré al amor de mi vida, el que realmente me hace sentir tan bien... 
Es hoy, luego de tanto tiempo que decides buscarme nuevamente, con tanto "arrepentimiento" encima y con tanta cortesía, diciéndome que todavía me amas, que aún me extrañas, que te sorprende como pude olvidarme "tan rápido" de todas las cosas vividas juntos, ahora sólo quiero dedicarte un párrafo para ti: 
       Para que tu sepas me costó años luces poder olvidarte, cuando me encerraba en mi habitación lo único que me aparecía eras tu, no dejabas de estar en mi cabeza, todas las noches me acostaba en mi cama y lo único que hacía era pensar en ti, dormirme llorando, extrañándote, intentando superar un dolor tremendo que habías dejado en mi corazón. Me terminaba durmiendo maldiciéndote por el dolor que me habías causado y porque simplemente no dejaba de extrañarte. Me causaste tanto, pero tanto dolor que cada día me enteraba algo nuevo de ti: que jamas me habías extrañado, que tu allá estabas con otras mujeres, que no deseabas verme nunca más (aunque tu me decías lo contrario), que querías meterte con mis amigas. Me habías defraudado, pero al fin y al cabo mi corazón y yo seguíamos sufriendo por ti. Hasta que decidí que jamás iba a volver a llorar por ti, que jamás iba a volver a hacerlo, aunque no miento; esa sensación de nudo en la garganta advirtiéndote que en cualquier momento lloras y derramas lagrimas de los ojos, jamas me faltaba. Todo se parecía a ti, aun intentando superarte. Hoy, vuelves ami vida luego de tanto tiempo (y esto que vuelves no es de hoy sino de hace ya unos cuentos meses) pero justamente en este presente, en el hoy me dices que me extrañas y demás cosas "como voy a olvidarme de tantas cosas "hermosas" vividas junto a ti" , pero quiero que tengas en claro que jamás las olvidé y que simplemente, las superé. No como tú que en vez de superar decidiste reemplazar. 

Hoy ya encontré una persona diferente, y aunque no quiera ser dura contigo, ni mucho menos hacerte sentir lo peor quiero que sepas que en la vida de los errores se aprende y que fue un gusto tremendo poder cometerte. Gracias.

6 comentarios:

  1. me alegra que te aya gustado mi blog, muy buena entrada te sigo linda!

    ResponderEliminar
  2. Chica, vaya blog tienes, es increíble,
    Te admiro como escribes, te sigo.

    Un Beso Guapa ♥

    ResponderEliminar
  3. Te leo.
    Una invitación a mí blog:
    http://globosagua.blogspot.com

    @AliciaAlinaSrta

    ResponderEliminar
  4. Que entrada mas preciosa!
    sigo tu blog, me encanta todo: lo que mas las fotos!
    soy nueva, asique me gustaria que me siguieses :)
    http://enterrartodolonuestroentrekmdealcohol.blogspot.com.es/
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. ME ENCANTA TU BLOG

    Tienes una seguidora nueva !!!

    continua asi

    ResponderEliminar
  6. No me lo puedo creeer" Tus palabras son exactamente lo que necesitaba leer. Eres un amor!!! Gracias por poder compartir estas hermosas palabras,Bendiciones :)

    ResponderEliminar

Espero tu secreto